- ELECCIONES EUROPEAS 2014: EA ARGENTINA CON LORENA LOPEZ DE LA CALLE Y JOSU JUARISTI. -
Eusko Alkartasuna Argentina - contacto: euskoalkartasuna.argentina@gmail.com

>><><><><><><><><><><><><><><><><><><><><><><><><><><><><><><><><><><><><><<

18 de julio de 2005

EL PNV DEL SIGLO XXI: ¿COMUNION O ABERRI?

El 31 de julio, se cumplirán 110 años del nacimiento del Partido Nacionalista Vasco, al constituirse el Euskeldun Batzokija, el primer Consejo Regional de Bizkaia, o Bizkai Buru Batzarra, iniciándose de esta manera la organización del Partido Nacionalista Vasco. Sabino Arana es elegido Presidente y Luis Arana Vicepresidente.

Este partido, constituye a decir de Sabino una herramienta política necesaria para la recuperación moral y patriótica del Pueblo Vasco, luego de la pérdida de las Leyes Viejas, finalizadas las guerras carlistas, con la aprobación de sus consecuentes leyes en los años 1839 y 1876.

Sabino Arana, entre los años 1882 y 1903 (fecha de su desaparición física), aportó e impulsó las “señas particulares” necesarias, de cara a la construcción de una ideología nacional: “la Ikurriña”, la denominación “Euskadi”, la recuperación del Euskera, y estudios sobre la historia y el origen de las Leyes Viejas del Pueblo Vasco, como así también, el desarrollo de una “mística” con el fin de que nuestro pueblo milenario pudiera recuperar el orgullo, la conciencia de ser vasco, y el sentimiento de pueblo soberano.

Con Sabino en su lecho de muerte, el partido quedará en manos de Angel Zabala, quien procederá a poner en marcha una reorganización partidaria, con el propósito de implantar en todos los Herrialdes de Hegoalde una estructura orgánica del Partido Nacionalista Vasco. Pero a partir del año 1921, los dos grupos que hasta ese momento convivían dentro del marco partidario se dividirán en: Comunión: estos son los más transigentes, o pragmáticos, a la hora de realizar alianzas con Madrid, a los cuales también se los denomina “posibilistas”, y el techo de sus aspiraciones es el “Autonomismo”. El otro sector, es Aberri: a quienes militan en este espacio se los considera los más puros o intransigentes, y demuestran ser consecuentes con el pensamiento sabiniano, cuyo fin último, es la independencia del Pueblo Vasco.
En el año 1930, luego que finalizará la dictadura de Primo de Rivera, comenzó un proceso de unificación, que culminará el 16 de noviembre de 1930, cuando en el Batzoki de Vergara se celebre la Asamblea que dio por finalizada la escisión.

Han pasado 75 años, y los que humildemente observamos a diario la cuestión política vasca, nos enfrentamos en los últimos tiempos a apreciaciones y declaraciones de importantes referentes del Partido Nacionalista Vasco, lo cual nos hace evaluar la posibilidad de que el año 1930, en Vergara, solamente se postergó un debate, el cual, ante la actual coyuntura política de Euskalherría, el PNV, de ser cierta esta hipótesis, necesariamente debería concluir.

Parece que existieran ciertas fuerzas dentro de Partido Nacionalista Vasco, las cuales, sin hacer una valoración cuantitativa o cualitativa de las mismas, se sienten identificadas con los postulados posibilistas y autonomistas de “Comunión”, al menos, en cuanto al planteo de cómo relacionarse con Madrid. Ha habido en los últimos tiempos en el PNV algunas voces que bregaban por lograr un entendimiento político con el Partido Socialista de Euskadi, de cara a la conformación de un gobierno autónomo. Pero en estos días ha sido el propio Presidente del PNV Josu Jon Imaz, quien ha declarado en Radio Nacional de España: “que la inmensa mayoría de la sociedad vasca apuesta por un acuerdo político que nos permita vivir dentro de España”, para agregar más adelante “que el debate sobre Euskalherría es forzado y Virtual”.
Quiero entender, que el desarrollo de este pensamiento comienza y termina en la opinión personal del señor Presidente del PNV. No evalúo, o me niego a considerar la posibilidad de que otros importantes dirigentes del Partido Nacionalista Vasco se encuentren en sintonía con estas desafortunadas apreciaciones.

Estimado señor Imaz, Euskalherría se encuentra en un momento ilusiónante a las puertas de un debate sin agenda previa, donde todas las partes involucradas en el conflicto deberán sentarse en una “mesa” para debatir democráticamente el futuro de la Nación Vasca, lo cual no es poca cosa. Y que esto ocurra, forma parte de la esperanza de miles de ciudadanas y ciudadanos vascos, los cuales esperan que fruto del mismo se ponga fin: a los atentados, los secuestros, la dispersión de los presos, el exilio de ciudadanos vascos, las restricciones culturales y políticas, las prohibiciones e ilegalizaciones y la utilización de la tortura.

Por último, le recuerdo que en un libro publicado en el año 2003 por el Partido que usted preside, el cual recoge el pensamiento de Sabino Arana, al cumplirse cien años de su muerte, entre las páginas 63 y 69, se recrea un artículo denominado ¿somos españoles?. El cual versa sobre una conversación que tiene lugar en tren que ha partido desde Zumárraga, entre un francés de apellido Hauteville y un Bizkaino de apellido Aresti, del cual Sabino Arana es testigo. En dicha conversación, El francés le pregunta a Aresti a partir de un comentario sobre la suerte de las tropas españolas en Melilla, y ante la respuesta de Aresti, le vuelve a interrogar ¿usted no es español?. A lo cual Aresti contesta: “no, yo soy Bizkaino, y ya comprenderá que los Bizkainos no somos españoles, ni por la raza, ni por el idioma, ni por las leyes, ni por historia”.

Un gran partido, como lo ha sido durante 110 años el Partido Nacionalista Vasco, debe necesariamente ocupar un importante lugar en el debate nacional al que hacia referencia anteriormente. Para ello, debe sumar su fuerza a las de otros partidos políticos de Euskadi. Pero para que ello sea posible, el PNV deberá alejarse de los postulados de Comunión, y ser Aberri, para así trabajar en clave patriótica.

Prof. César Arrondo (UNLP) Argentina
Militante del Foro Nacional de Debate

4 comentarios:

Anónimo dijo...

Desde los incios del PNV hubo en el mismo una corriente interna "posibilista" que adoptó en la d´´ecada 1910-1920 el nombre de Comunión Nacionalista Vasca,quienes decían que la Independencia no tenía porque ser exclusivamente el fin del Nacionalismo Vasco.
Esta corriente tiene una permanente inclinación en acordar pactos de gobierno con el PSOE y aglutina a todos aquellos que ponen sus intereses económicos-políticos particulares y corporativos por encima de la SOBERANIA NACIONAL VASCA.
Para este sector el lehendakari Garaikoetxea era un obstáculo insalvable para sus planes REGIONALISTAS y no dudaron en sabotear su labor de gobierno.

barakaldokoa dijo...

Que si queridos, pero creo que EA pacto con PSOE y EE, como el tema no funciono parece como que no cuenta, pero bueno, señores de la diáspora menos corazón y mas cabeza, da la impresión de que desconocen el día a día de Euskadi.
Aparentemente la culpa de todos los males son dl PNV, desconozco cual es el motivo por el que ustedes tienen que ir en coalición con otros en Nafarroa. Lo del anónimo y Garaikoetxea impresionante, en estos 25 años, con ETA y los españoles dando por la espalda, de la manera que nos han permitido hemos avanzado, tenemos identidad en Europa, hemos recuperado una lengua, baja el paro, la juventud esta formada y como dato importante que igual desde esas tierras desconocen. La mayoría de nuestros niños solo reconocen nuestros símbolos, ikurriña, escudo, lehendakari, etc. esto significa que para ellos "españa es un país que esta hay", si los señores que ahora, en Anoeta han decidido cambiar de rumbo a su bote, después de que algunos se lo venimos diciendo desde hace 25 años, nos hubiésemos ahorrado 25 años de muertes gratuitas y sin sentido. Pedirles una sola cosa, cuando se reúnan con aquellos que les solicitan el apoyo para los presos, podrían preguntarles ¿cuales son los motivo s por los que ellos y su organización no respetan la voluntad que desde nuestros parlamentos se expresa?,¿cuales son los motivos por los que ETA considera debe tutelar el futuro de Euskadi?. Yo no se si seré de comunión o de Aberri, yo solo se que es muy fácil hablar y decir que la culpa de todo la tienen los demás. Señores de la diáspora mantengan el corazón y sentimiento, pero sepan que en Euskadi además de querer la autodeterminación, queremos que todos podamos expresar nuestros proyectos de autodeterminación, y en mi caso lograr el proyecto mas beneficioso para los ciudadanos de mi patria, de todos, pero en las mismas condiciones, para los que matan como para los que torturan, para los que cierran periódicos y para los que amenazan a los que protestan por el asesinato de otra persona.

letxi dijo...

Estimado amigo, la distancia no hace a la desinformación. Como decía Perón "la única verdad es la realidad". Y para ello, ahí lo tienen a Ardanza, entre otros, añorando los tiempos idos. O no fue él quien afirmara en enero de 2003 su deseo que ‘en año y pico se supere el alejamiento entre PNV y PSE’?

barakaldokoa dijo...

"La única verdad es la realidad", yo no se si Perón fue bueno para la Argentina, eso lo tienen que decir los argentinos, la frase es exacta y clara. ¿Lo de Ardanza no se donde lo metemos?. ¿Sabemos de que hablamos cuando hablamos de autodeterminación?, ¿Podemos autodeterminarnos de ETA?.
En esa afirmación que haces de Ardanza, demuestras un desconocimiento de esta sociedad, este pequeño país decidió dejar fuera de cancha la política de bloques, esa forma solo generaba división y nosotros necesitamos trenzar una sociedad, "que esta compuesta por ciudadanos con pensamientos nacionales diferentes, ahora seria un tanto difícil generar un listado de nacionales vascos para votar como se intenta en Sahara. La sociedad la formamos todos los que aquí vivimos, esto puede que los que tenemos un solo sentimiento nacional vasco pueda alejarnos o darnos miedo una posible consulta popular, pero este no debe ser el temor, el temor debe ser no trabajar lo suficiente con para convencer a los no nacionales vascos. Por gracia o desgracia, los no votantes abertzales votan, y para estos hay que conciliar las reivindicaciones políticas de los nacionales vascos con el comer todos los días de estos y de esta forma demostrarles que somos merecedores de su confianza, las pistolas nos hacen perder tiempo, fortalezas, argumentos y razón.
Este pueblo sin violencia estaría en Europa, la manera, pues seguramente y pactando, trabajando las etapas ser una nación en Europa.
La obligación de un abertzale es la trabajar por su nación todos los días y comprometerse en dejar dos abertzales mas en su siguiente generación.
Hay que preocuparse de los que uno hace, no de lo que esperes que los demás hagan por nosotros, de estos cero, cero.
Respeto vuestro sentimiento en la distancia y somos orgullosos del amor que sentís por nuestra patria, pero en algunos momentos nos da la impresión de que algunos por ser vascos se les hace la vista gorda, y no es justo que ellos no respeten la voluntad de su pueblo. No nos han dejado reivindicar lo que somos sin su violencia deslejitimadora, de los españoles no espero nada, solo sacare de ellos si lo pacto y por escrito, pero por desgracia de ETA y su entorno, tampoco, bueno si que hagan la política que les beneficie primero a ellos.